Invítame a un café

DIY: haz tus propias pulseras con el disco Kumihimo.

27 de febrero de 2013


Mi amiga Esther de Créame y más me mandó directamente desde Madrid este genial regalito (gracias amor) al que le he perdido el miedo. Pensaba que no iba a se capaz de aprender a usarlo y mirad...cómo me cunde hacer pulseras. Se trata de un disco grueso de goma eva con una serie de marcas y ranuras, de origen chino, y que sirve para hacer pulseras en forma de cordón. Su nombre: KUMIHIMO.

Es muy fácil de usar y hay muchas combinaciones para hacer distintos tipos de cordadas. La que os muestro hoy es la forma de hacer pulseras redondas.

Los MATERIALES que vamos a necesitar son:

- cordeles cola de ratón de diferentes colores
- disco Kumihimo
- tijeras
- pistola de silicona caliente
- fornituras para pulseras (cierres y enganches)
- un charm
- un mechero
- un metro


Empezaremos aprendiendo como montar los hilos. Si observáis el disco, vemos que tiene cuantro puntos negros, unos números y unas ranuras entre los números. Para este tipo de pulsera que vamos a aprender a hacer no hace falta fijarse en los números, sólo lo haremos en los puntos negros. Los cordones irán colocados tal y como vemos en la foto superior.

Para ello, cortamos un metro de cada color. Necesitaremos 4 colores disitntos. Ponemos todos los cordones juntos al mismo nivel y los doblamos por la mitad. Hacemos un nudo en el extermo del doblez, dejando un bucle. Colocamos el bucle en el agujero y enfrentamos los colores dos a dos...es decir, dos de los colores irán en vertical y otros dos en horizontal. Irán colocados de tal forma que el punto negro quede en medio de los dos cordones de cada color. Abajo lo veremos mejor:


Ahora bien atentos a la secuencia de pasos....MUY FÁCIL!!


  1.  El cordón de abajo a la izquierda sube hacia arriba a la izquierda.
  2. El cordón de arriba a la derecha baja hacia abajo a la derecha.
  3. Giramos el disco 90º hacia la izquierda (sentido contario a las agujas del reloj).
  4. Repetimos el proceso con los siguientes cordones. El de abajo a la izquierda sube hacia la izquierda.
  5. El de arriba a la derecha baja hacia la derecha.
Repetimos esta secuencia hasta obtener el largo deseado. Una vez que hayamos terminado, desmontamos los cordones del disco y anudamos el extremo. Cortamos los hilos sobrantes y con la ayuda de un mechero, quemamos las orillas para que no se deshilachen.

Si queremos darle un toque más fino y trabajado, podremos usar una fornituras para pulseras. El acabado será mucho más bonito. Para ello, en vez de hacer un nudo en los extremos, los sujetamos con hilo de coser para que no se desbarate. Cuando ya está la pulsera terminada, ponemos un poco de silicona caliente y pegamos los extremos. Ya sólo nos queda poner un charm (si queréis).

¡¡Y éste es el resultado!!




Espero que os haya servido este tutorial para hacer vuestras pulseras de Kumihimo. Besos soñadores, pomelines :)

DIY: cómo hacer un colgante de arcilla polimérica.

25 de febrero de 2013


La arcilla polimérica es un material muy versátil, que sirve tanto para hacer un colgante como para hacer un llavero o figuritas variadas, gracias a su gran resistencia una vez se ha horneado. Además, da mucho juego a la hora de modelarlo a mano aunque hoy día existen un montón de moldes para darle un acabado mejorado a nuestras piezas. Su consistencia inicial es similar a la plastilina, si bien algo más dura. Cuando se coce en el horno, se endurece y oscurece un poco su color.

MATERIALES para hacer este colgante:

- Cadena de metal plateada o dorada, unos 70 cm (pero esto depende de lo largo que quieras el colgante).
- Cierre y arandela para la cadena.
- Bastones de final ciego.
- Alicates de punta plana, de punta redonda y cortantes.
- Arcilla polimérica de distintos colores.
- Barniz brillante (al gusto).


Comenzamos modelando unas bolitas de arcilla polimérica para darles una forma cúbica. Para ello nos ayudamos con los dedos y con la superficie plana de la mesa. Usamos distintos colores de arcilla para dar un acabado colorido.

Introducimos los bastones ciegos en cada dado de fimo y los horneamos a 110ºC durante unos 10 minutos. Este tiempo será suficiente para enduerecer estas piezas tan pequeñas.


Una vez sacadas del horno, las dejamos enfriar un poquito. Con la ayuda de unos alicates planos hacemos una L en los bastoncillos. Después, con los alicates redondos le damos una forma de ?. Finalmente, con los alicantes cortantes, cortamos el sobrante.

Engarzamos los extremos en forma de gancho a la cadena, hacia la mitad de la misma. Podemos barnizar las piezas previamente al ensamblaje, para darles un acabado brillante a la vez que aplicamos una capa protectora.


Espero que os haya gustado la idea. Se pueden combinar otros colores y otras formas, según vuestros gustos. También se puede aplicar a pendientes, broches, anillos y pulseras.


Nos vemos en el próximo post. Besitos soñadores :)

Recetas para un menú de San Valentín

18 de febrero de 2013


SPAGUETTI A LA CREMA CON GORGONZOLA, GAMBAS Y SETAS.

Ingredientes:
  • spaguettis
  • nata para cocinar
  • gambas
  • cebolla
  • champiñones o setas
  • queso gorgonzola
  1. Cocemos los spaguettis al dente.
  2. Pochamos media cebolla bien picadita en un poquito de aceite de oliva, añadimos sal al punto.
  3. Después añadimos los champiñones o setas y rehogamos.
  4. Salteamos las gambas en la mezcla anterior.
  5. Vertemos la nata y añadimos un trocito de queso gorgonzola a toda la mezcla.
  6. Servimos los spaguettis en un plato y colocamos la salsa encima.


MILHOJAS DE CHOCOLATE FUNDIDO Y FRESAS.

Ingredientes:
  • masa de hojaldre
  • chcolate de fundir para repostería
  • fresas
  • nata montada
  1. Cortamos 2 rectágulos de masa de hojaldre con la ayuda de un cuchillo afilado. En una de ellas haremos corazones con la ayuda de un cortador de galletas con esa forma.
  2. Las montamos sobre papel vegetal para hornos y las horneamos a 120º hasta que estén doradas. Las sacamos y las reservamos.
  3. Con pequeños puntos al microondas (o al baño María), derretimos dos onzas de chocolate para fundir.
  4. Sobre uno de los rectángulos (el que no hemos perforado) untamos el chocolate fundido y ponemos encima unas cuantas fresas troceadas. Tapamos con el otro rectángulo de hojaldre.
  5. Para adornar podemos poner nata montada al lado con fresas en forma de corazón.
Buen provecho, enamorados.

Es tiempo de AMIGURUMI.

16 de febrero de 2013



 Es cierto que desde pequeña llevo crocheteando, si bien desde hace poco le he cogido el gusto a esto del ganchillo. Mis conocimientos están formados por un batiburrillo de enseñanzas maternas y mi condición autodidacta. El amigurumi lo he ido aprendiendo a base de leer, buscar, probar y sobre todo, informarme con tutoriales y videos. No me considero una experta pero sí con el nivel suficiente para enseñar un nivel básico. No quiero enrollarme más y paso a daros a conocer a Mrs. Pasi (ya sé, no soy muy original poniendo nombres), la novieta de Mr. Puso.

El caso es que esta nueva componente de la familia busca hogar. Recordemos que Mr. Puso se fue a Vegas del Genil (en Granada) y me pregunto dónde estará esa persona a la que le hará compañía.


Qué difícil es ponerle precio al trabajo artesano, tanto, que siempre me parece allgo simbólico. Sólo 6€ (gastos de envío no incl.) por un trabajo de casi 4 horas. Si queréis una osita igual solo tenéis que poneros en contacto conmigo a través de mi correo electrónico malacitania@hotmail.com.


Que tengías todos un buen fin de semana!! Besitos soñadores :)

Un SAN VALENTÍN de fieltro.

12 de febrero de 2013


Se acerca San Valentín, ese día tan comercial en el que los enamorados se regalan detallitos y se muestran rebosantes de amor. Bueno, para mí es un día más, porque siempre intento tener detalles románticos con mi amor todos los días del año.
Yo ya he recibido dos regalitos por anticipado. El primero fue un objetivo 55-250 para mi cámara Canon y otro ha sido un libro sobre amigurumis, que ya os enseñaré en otra entrada.

*************************************************************

Hoy os traígo una idea artesana para regalar ese día tan especial, muy económica y fácil de hacer. Sólo necesitamos fieltro y materiales que podemos conseguir en casa: cartulina, pegamento y rotuladores de colores.

Yo he recortado unos corazones de distintos tamaños en fieltro rojo. Uno lo he pegado con pegamento escolar en barra a un trozo rectangular de cartulina blanca. Con rotuladores de colores he pintado unas flechas de amor y he copiado una tipografía para poner la frase: "FELIZ SAN VALENTÍN".

Por detrás de la cartulina podremos escribir todos aquellos sentimientos sinceros que no nos atrevemos a decir con palabras.


Otro de los corazones de fieltro, de menor tamaño, lo he usado para hacer un colgante, uniéndolo a un trocito de madera de rama de olivo, lijado y pulido para que tenga un tacto suave y brillante. Un cordón negro de cuero hará de colgante. He pensado que por detrás se pueden grabar las iniciales de los novios.



¿Qué os parece esta idea? ¿Se sorprenserá el Sr. Pomelo al verla? Y a esto se le suma una cenita romántica, con velitas y todo :$

Ya me contaréis qué tenéis pensado para el jueves........


Agujas de crochet artesanales.

11 de febrero de 2013


No sé si os había contado que hace dos semanas me compré una herramienta multiusos tipo Dremel. Con ella se pueden hacer muchísimas cosas artesanales con madera, cristal, piedra....
Se me ocurrieron muchas ideas para sacarle partido a la máquina (no es que me haya costado muy cara, pero pienso amortizarla). Una de ellas ha sido la de fabricarme un par de agujas de crochet de madera de olivo, de mi propia finca.


El resultado no puede ser mejor. Con una de las puntas lijadoras de la herramienta y un par de ramitas delgadas de olivo de unos 15 cm de longitud se pueden hacer unas agujas de crochet, haciendo una hendidura en el borde de uno de los extremos. Después lijamos el mango para que quede suave y sin astillas que puedan engancharse en la lana.

Obviamente no son unas agujas comerciales, pero dan su juego al ser totalmente rudimentarias. Además, tienen un toque personal y sentimental. Las ramitas de olivo que he usado proceden de los que plantó mi abuelo hace muchos años.


Espero que os haya gustado la idea y si tenéis alguna duda, no dudéis en hacérmelo saber. Besitos soñadores y feliz comienzo de semana.

Trapillo y alfombra, los dos a la vez.

1 de febrero de 2013


El trapillo es un material que da mucho juego. Con él se pueden hacer cosas a lo grande, como tapetes, cestas, bolsos, mantas...y...alfombras.
Compré trapillo en Málaga en Las 13 Madejas y compré trapillo en Barcelona cuando fui a las jornadas de Creativa. Siempre me gustó el contraste que hace el color rosa con el gris.


Para trapillo se usan agujas de punto y agujas de crochet muy gordas. La que yo uso es de 15 mm. Es muy ligera porque es de plástico, pero aún así, no es tan fácil de manejar.
Quiero que sepáis que el trapillo también podemos hacerlo nosotros mismos, reciclando ropa vieja. Tenéis un tutorial donde lo explico aquí.


He pensado colocar la que yo estoy haciendo en el baño, para cuando salimos empapados de la ducha.