Invítame a un café

DIY: clutch de fieltro bordado.

1 de agosto de 2016


Buenos días pomelillos míos y feliz comienzo de vacaciones para los que las tengáis. Hoy vuelvo a la carga con un DIY de costura de esos que tanto me gustan (costura a mano y fieltro, la combinación perfecta). Un clutch es un bolso de mano, de tamaño pequeño o mediano, sin asas ni colgantes, que se puede lucir en cualquier ocasión, ya sea diariamente o en situaciones especiales y que realmente forma el complemento perfecto junto con tu outfit (del inglés: ropa, conjunto o vestimenta).

Como ya sabréis algunos, y si no lo recuerdo, trabajar el fieltro me encanta, es un tejido muy agradecido y fácil de manejar. Para realizar este bolso de mano he elegido un color gris marengo que suele combinar muy bien con otros colores y además, el toque del bordado le da un aire étnico que me encanta.

Para realizarlo, los materiales que vamos a necesitar son:

- Fieltro gris (pliego de 25x40 cm)
- Cremallera de 20 cm
- Hilos para bordar
- Hilo gris para coser
- Agujas
- Alfileres
- Lápiz o rotulador para marcar


Cogemos el pliego de 25x40 cm y lo doblamos por la mitad. Afianzamos con alfileres con cuidado de que coincidan los bordes. Marcamos con el rotulador los bordes para hacerlos redondeados y los recortamos. Podemos ayudarnos de un objeto redondo para marcar el contorno en las esquinas.


En el centro, marcamos y recortamos un rectángulo de 1,5x20 cm. Ahí es donde coseremos la cremallera.


Recortamos dos rectángulos pequeños de fieltro de 1x3 cm y de cosen al inicio y al final de la cremallera, justo como se ve en la imagen inferior.


Colocamos la cremallera en el rectángulo central, aseguramos con los alfileres y cosemos todo el contorno.


Ahora bordamos en una de las partes del clutch el motivo que más nos guste. Yo he elegido unas líneas y flechas, que le da un toque muy étnico.


Doblamos el bolso por la mitad, afianzamos con alfileres y cosemos todo el borde externo con hilo gris. Podéis elegir el tipo de puntada que más os guste. Al final, rematamos la costura y cortamos el hilo.



Nos quedará un bolso de mano muy bonito y muy ponible con cualquier trapillo. En él os podrá caber el móvil, el monedero, unos pañuelos de papel, el maquillaje y las llaves de casa sin ningún problema.



Espero que os haya gustado este tutorial y que os animéis a hacerlo, es muy sencillo y se pasa un rato muy divertido haciéndolo.

4 comentarios:

  1. Toda una maravilla de clutch! y que acoples puntos de bordado... me requeteencanta!! un 10 Sta. Pomelo!
    Besines

    ResponderEliminar
  2. Que bonito te ha quedado, nunca se me había ocurrido bordar sobre fieltro, pero queda precioso
    Besote!!!!

    ResponderEliminar
  3. Me encanta, lo acabo de ver y creo que ya tengo más claro el como hacerlo. Espero poder hacerlo hoy, ya sabes como son éstas cosas. Al final se te juntan más cosas de las que deseas. Besos

    ResponderEliminar